El fin de una ilusión

Hace tiempo yo tenía una ilusión. Hacía algo y la gente, mis amigos, estaban contentos con ello. "Lo haces muy bien, Radagast, sigue así", me decían.

Lo hacía para divertirme, para divertir a mis amigos y para que todos los pasáramos bien. Una tarde o una noche de risas y buen rollo. Una serie de retos, de aventuras, para pasar un buen rato

Últimamente no sé qué hago pero tengo la impresión de que sale mal. Acaba la tarde o la noche y mi ilusión se va desvaneciendo. Sé que he estado espeso, que he estado molesto por algunas situaciones y he permitido que afloraran donde no debían. A veces he sido injusto y a veces me he pasado. Intento que eso no suceda, pues ya tengo bastante rodaje en el asunto, pero a veces pasa. Errare humanum est, dicen, y yo hago lo que puedo por enmendarlo.

De una manera u otra alguien se queja porque no está de acuerdo con mis decisiones. Lo entiendo. Yo también me quejo cuando estoy del otro lado, y en ocasiones lo he hecho como si fuera una pataleta de niño pequeño. Me escuso por ello y creo (digo: creo) que ya no me sucede. Ahora creo que si algo ha sido injusto en mi opinión lo que hago es manifestarlo. Y acatar acto seguido la decisión del que manda.

Pero cuando soy yo el que se supone al mando... mis decisiones nunca son del agrado de la gente y, aunque entiendo que no puede llover a gusto de todos, me encuentro con que todos están seguros de tener la razón en sus quejas. Que soy injusto por tal o por cual. Cada uno por la razón que sea. Ha habido ocasiones en que dos personas, dos amigos, se me quejan enfáticamente por el mismo suceso pero con puntos de vista opuestos. U otro me dice, una y otra vez, que una resolución mía está equivocada, que debe ser de un modo diferente al que yo he decidido. Soy el que manda y debería recibir respeto, pero al final les acabo dando lo que quieren (de una manera u otra), a pesar de que en principio lo que deseaban eran retos, no paseíllos por el campo.

Llega el final de la tarde o la noche y todos se van con la sensación de no haberlo pasado bien. Yo incluido. La siguiente vez intento arreglarlo y lo vuelvo a hacer mal. Así todas las tardes o noches.

Yo creía que esto se me daba bien, pero estaba equivocado. La ilusión se va y sólo queda malestar. Malestar por algo que me gustaba hacer y con lo que disfrutaba. Me doy cuenta de que ya no quiero hacerlo. "No, Radagast, sigue con ello. Tú vales", me dicen. Pero en realidad sé que no quieren que lo haga como lo hago.

Al final, el único pensamiento que queda es: ya no quiero seguir dirigiendo una partida de rol.

.

11 errantes soñaron:

Min dijo...

:( ¿y no será una mala racha? si lo dejas un tiempo quizás vuelvan las ganas de dirigir de nuevo, ¿no? imponte, quizás se te quejan porque al final consiguen lo que quieren. Si dos jugadores se quejan en sentidos opuestos es que has estado en el punto medio, como debe ser, ¿no? aiaiai... ánimo!

Seifer dijo...

Yo sigo pensando que diriges muy bien, Radagast... No se, yo me lo paso bien en las partidas, que es de lo que se trata.

Jezabel dijo...

Cariño... ays, ya te he dicho mil veces que eres el mejor DJ que me he echado a la cara. Esta noche te llamo y te digo cosas bonitas.

Orofëa dijo...

que significa esto?!?!

no way, man. yo quiero ser un jedi, y te necesito para ello.


no pretenderás que me pase la vida jugando a d&d, no?? (no offense)

verdad?!

Orofëa dijo...

"Recuerda siempre que los aviones despegan con el viento en contra "




va a hacer más un boeing que tú??

de verdad?

Siesp... dijo...

Herrar es de caballos. Pos´ nada, a herrarlo y a subirse en él.
No tengo ni pugnetera idea de rol, pero en la mili aprendí que nadie es imprescindible. Hala, "probablemente la vida es algo más que rol, relájate y disfruta de ella" y descubrirás que tus amigos del rol lo seguirán siendo después del juego, ¿no ves que todos son muy majos?
Ánimo.

Min dijo...

Tu blog es una joya, tienes un premio en el mío.

tortuguita dijo...

Y digo yo. Ellos se quejan mucho pero...¿serían capaces de hacerlo mejor? Tú y yo (y tantos otros, fijo) sabemos la respuesta: NO. Por tanto, amenázales. O te tienen respeto, o va a ser el máster su puta madre. A ver qué pasa. Suerte.

Tarky dijo...

pelooooooooooooooooootas , pelooooooooooooooootas.
Solo te digo una cosa Rad bonito : "quemo el cadaver" .
bwahahahahhaa

Barbijaputa dijo...

Rad; todas las pasiones tienen un momentillo de bajón, pero no por eso te va a dejar de gustar ser máster. Ni por una mala racha vas a dejar de serlo para siempre. Pero oye, qué tiene de malo un descansito para luego cogerlo con más fuerza?

NOSTRADAMUS NO HA MUERTO dijo...

Eres un tipo inteligente ,muy capaz ,pero como lo eres debes aprender a escuchar.
Cuando escuches ,aún al que te grita o te insulta.Vas a llegar.
A pesar de tu ateismo eres un tipo con sentimientos.
Fíjate los sentimientos más la capacidad te dan GENIO .
Einstein lo era tanto que fué AUTISTA en su niñez.Exeso de capacidad que lo hacìa ser hiperhumilde sin darse cuenta.
Yo te auguro muchos cambios en tu vida ,depende mucho de los que estèn cerca pués eres influenciable al máximo.